Información

Anatomía del sistema cardiovascular

El sistema cardiovascular o sistema circulatorio es el encargado de hacer circular la sangre de forma cíclica del corazón hacia todo el cuerpo, básicamente.

Logrando, proporcionar oxígeno y otros nutrientes a cada tejido de nuestro organismo. Mediante, una serie de órganos que llegan a cada sitio del cuerpo humano.

Anatomía del sistema cardiovascular

Corazón

Este músculo palpitante hueco juega un papel importante dentro de la anatomía de nuestro sistema cardiovascular. Ubicado, detrás y circundando por los pulmones que le proporcionan oxígeno para la sangre y les devuelve dióxido de carbono para exhalar.

Arterias

Son vasos sanguíneos muy amplios y elásticos con varias capas y subdivididas en varios tamaños para llegar a cada parte del cuerpo.

La sangre, oxigenada, nutrida y purificada circula por allí con una velocidad dada por la presión entre los tejidos y la fuerza de bombeo del corazón. Anatómicamente, son los vasos de color rojo.

Capilares

Dentro de la anatomía del sistema cardiovascular, los capilares son vasos sanguíneos pequeñísimos, del tamaño de una célula. Su importancia, es que penetran en cada tejido del cuerpo llevando la sangre.

Entre ellos, están los capilares arteriales que transportan los nutrientes y oxígeno a las células. Luego, vienen los capilares venosos que recogen la sangre sin oxígeno y con desechos para llevarlo a las venas.

Venas

Para la anatomía del sistema cardiovascular, se compone de las vénulas y las venas.

Estas, recogen y drenan la sangre con desechos y desoxigenada de vuelta al corazón. Poseen, un tamaño mucho menor que las arterias y podemos verla superficialmente en nuestra piel, así es, son esas líneas verde azules.

Sangre

Es el líquido que circula por el corazón, arterias, capilares y venas de todo el sistema cardiovascular.

La sangre, en nuestra anatomía, posee un característico color rojo gracias a los glóbulos rojos que transportan el oxígeno. También, transporta nutrientes (plasma), anticuerpos (leucocitos) y coagulantes (plaquetas).

Anatomía del sistema cardiovascular

Cada vez que respiramos, cada célula de nuestro cuerpo se renueva y regenera. Por lo tanto, conocer cómo funcionan y se distribuyen en el cuerpo hace entender mejor lo que sucede al respirar. Disfruta, cada respiración y mantén sano tu cuerpo.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía